07Abril2020

Al momento:

Habitantes, en riesgo por presencia de turismo extranjero en río Hondo

cruce ilegalCHETUMAL, 18 de Marzo.- La ribera del río Hondo se ha convertido en los últimos días en punto de cruce de extranjeros entre México y a Belice, país que ha cerrado sus fronteras por la emergencia sanitaria del Covid-19.

La gente dedicada al comercio continúa traficando diariamente de ambos lados alimentos y otros productos por medio de cruces a través del río Hondo, con el riesgo de ser aprehendidos por el ejército beliceño.
Además como Belice cerró el punto en la frontera con Santa Elena, turistas europeos y americanos quedaron varados en esta nación, por lo que han estado cruzando de manera ilegal a través del afluente.
En la zona, desde Ucúm hasta La Unión existen más de diez cruces hacia Belice, de comunidades asentadas en la ladera del río Hondo, pero también existen cruces secretos utilizados por los traficantes de mercancía ilegal.
Ante esa situación, el presidente de la Asociación Local de Productores de Caña consideró necesario que las autoridades federales tomen cartas en el asunto para salvaguardar la salud de la población rural.
Por su parte, la delegada de la Unión, Eva María Hernández, confirmó que recientemente las autoridades aduanales de Belice, le han informado que no se permitirá que nadie pase de México a Belice, por lo que el ejército del vecino país mantiene operativos en los 90 kilómetros de frontera natural.
Además la advertencia de Belice es que cualquier mexicano que sea detenido será puesto en cuarentena y quedará incomunicado hasta que se confirme que no tiene coronavirus.
Para los habitantes de la ribera del río Hondo, la medida implementada por el gobierno beliceño afecta gravemente a los habitantes, principalmente de La Unión, cuya economía dependen de cruzar a trabajar a los campos menonitas.
“La situación es delicada porque La Unión está a más de 130 kilómetros de Chetumal, no tenemos fuentes de empleo, y la gente cruza a trabajar en diversos sectores de Belice”, comentó.
Además dijo que las 200 familias de La Unión reciben servicio médico en la nación vecina cuando tienen enfermedades. La misma situación viven habitantes de Esteban B. Calderón, Revolución y Cocoyol, otras localidades asentadas en la ribera.

hosting joomla
2361376
Hoy
Ayer
Totales
88
293
2361376